Análisis del drama ‘Doña Perfecta’ de Benito Pérez Galdós

Mémoire de M1 LLCER PT EHLAM réalisé par Elsa Pouvelle, sous la direction de Madame Christine Orobitg.

Résumé : ce travail de recherche a pour objectif de présenter une analyse de la pièce de théâtre Doña Perfecta, écrite par Galdós, en étudiant les moyens qu’il a mis en place pour construire son texte, et les recours qu’il a utilisés pour adapter son roman Doña Perfecta en pièce de théâtre.

DOÑA PERFECTA : ¡No, Pepe; entre tus ideas y las mías, entre mis creencias y tu manera de ver la vida, la muerte, el mundo, el más allá, hay, no digo distancia, sino la inmensidad infinita! La discordia, la repulsión, la antipatía entre tú y yo son irreductibles. Conciliar el cielo con el infierno, ¡quién lo pudo soñar!1

La obra Doña Perfecta se estrenó el 28 de enero de 1896 en el Teatro Español de Madrid. Es la adaptación teatral, hecha por Galdós, de una de sus novelas, titulada también Doña Perfecta y publicada en 1876.

Doña Perfecta relata la llegada en un pueblo del campo, del ingeniero madrileño Pepe Rey, para que conozca a su prima, Rosarito, y que decidan juntos si quieren casarse. Los dos primos se enamoran el uno del otro, pero la madre de Rosarito, llamada doña Perfecta, no quiere que su hija se case con este extranjero que ella considera incrédulo e impía. Toda la obra cuenta entonces el enfrentamiento entre estas dos fuerzas opuestas, que representan la ciencia por un lado, y el fanatismo por otro.

¿Quién es Benito Pérez Galdós?

Galdós es un autor realista del siglo XIX/XX español (1843-1920). Escribió numerosas obras de teatro, pero es famoso principalmente por sus novelas, y sobre todo por sus Episodios Nacionales. Fue un hombre políticamente comprometido, lo cual se observa en sus relatos, ya que solía utilizar sus obras para difundir sus ideas políticas. Consideraba el teatro como un medio para transmitir su ideas liberales y anticlericales a un importante número de personas.

De hecho, Doña Perfecta es un drama comprometido, en el que Galdós denuncia el clericalismo y el fanatismo que reinaban en el campo español a finales del siglo XIX. Al mismo tiempo, hace una fuerte crítica de la tercera guerra carlista y de las ideas reaccionarias y clericales que los carlistas sostenían, con particular apoyo del campo.

El desarrollo de los actos

La obra Doña Perfecta se construye alrededor de un aumento progresivo de las tensiones y de la conflictividad entre Pepe Rey y doña Perfecta. El primer acto es el acto de la hipocresía. Doña Perfecta, que menosprecia a Pepe, finge admirar su sabiduría y estar contenta de su presencia. En el segundo acto, las tensiones van revelándose, y Pepe Rey se da cuenta poco a poco de la falsedad de su tía. Este acto se acaba con un enfrentamiento abierto entre los dos personajes que entienden que van a tener que luchar para obtener lo que quieren. Después de dos actos dominados por doña Perfecta, que intenta manipular a su sobrino, el tercer acto representa una inversión de las fuerzas, ya que Pepe Rey domina este acto, en el que han llegado tropas de Madrid para frenar las partidas que se levantan en el campo, y que Pepe ya no está solo frente a los habitantes del pueblo. Por fin, en el cuarto acto, los personajes deciden actuar para obtener lo que quieren, y este acto acaba con la muerte de Pepe Rey.

Una denuncia del clericalismo y de la superstición que pasa por la simbología

En Doña Perfecta, más allá del enfrentamiento entre dos personajes, una madre y un sobrino que tienen ideas opuestas, Galdós representó el enfrentamiento entre dos ideologías que dividían España : el liberalismo y el conservadurismo. En el mismo texto, Pepe Rey hace referencia al hecho de que su lucha personal contra doña Perfecta represente en realidad una lucha ideológica mucho más amplia, de la cual los dos no son más que representantes :

PEPE REY.- […] ¡Lucharemos! Tras de mí, tras de nosotros, hay una contienda espantosa, principios contra principios. Es nuestra misma guerra en proporciones colosales. En medio de esa lucha, pisando charcos de sangre, nos batimos usted y yo.2

Así el texto de Galdós está lleno de símbolos que ponen de relieve la lectura simbólica que se puede hacer del texto. Por eso Galdós eligió cuidadosamente y con mucha ironía los nombres de sus personajes. Por ejemplo, atribuye el nombre de “Perfecta” al personaje más hipócrita y fanático de la obra, y el nombre de “Rey” a un hombre que siempre será menospreciado por los lugareños y que nunca logrará reinar sobre el pueblo en el que ha venido.

Doña Perfecta, una obra adaptada de una novela

La obra de teatro Doña Perfecta es una adaptación de una novela escrita por Galdós veinte años antes. La novela Doña Perfecta era muy adecuada para adaptarla al teatro. Primero es una novela en la que la acción se sitúa sobre todo en el diálogo puesto que pone en escena un enfrentamiento ideológico, que se puede entonces llevar fácilmente al escenario. Además, casi toda la historia pasa en un mismo lugar, un pueblo del campo. Asimismo, Galdós considera que el diálogo de los personajes permite entenderlos mejor que la intervención del narrador, y le da más importancia a las conversaciones que a las partes narradas.

Galdós tenía que condensar y adaptar su novela para que la historia pudiera coincidir con las restricciones del género teatral. Guardó los capítulos más importantes y fundamentales para el desarrollo de su obra y para que se entendiera su sentido. En cuanto a los acontecimientos de la novela que Galdós no podía adaptar a causa de las limitaciones del teatro, los transformó en elementos relatados por los demás personajes. Por ejemplo, en la novela, se describe el encuentro entre Pepe Rey y tres hermanas que tienen muy mala reputación en el pueblo. Para no tener que cambiar el decorado, no se presenta en escena el encuentro, sino que uno de los personajes lo cuenta a Perfecta. Pero este relato, hecho de manera ridícula por uno de los lugareños, en vez de incrementar la mala fama de Pepe y de subrayar la ligereza de su comportamiento, insiste sobre todo en la actitud chismosa y malévola de los habitantes, que quieren calumniar a Pepe a toda costa.

Más allá de las descripciones que Galdós no puede transcribir, el género del teatro impone otras restricciones en cuanto a la manera de gestionar el tiempo de la narración, el lugar, o el uso del lenguaje, que no pueden ser los mismos que en una novela. Por ejemplo, Galdós no puede utilizar en su drama parlamentos tan largos como los que aparecen en la novela, especialmente los discursos pronunciados por los protagonistas cuando quieren defender sus opiniones. Así, para que su obra conservara ritmo, Galdós tuvo que disminuir el tamaño de las intervenciones de sus personajes, o, a veces, insertar intervenciones o exclamaciones de los demás personajes en medio de grandes discursos para que parezcan menos largos. De este modo, monólogos de unas veinte líneas en la novela se ven condensados en unas 3 líneas en el drama.

Así, Doña Perfecta es un drama interesante, porque Galdós no eligió esconder el mensaje de su obra dentro de un fuerte ropaje artístico. Elabora una denuncia clara y directa del fanatismo y del clericalismo de la gente del campo y de los carlistas, utilizando recursos literarios como la simbología para dar más peso y fuerza a su denuncia. Gracias a esta adaptación teatral, logra difundir más ampliamente la denuncia construida en la novela que escribió veinte años antes. Este mensaje, sin embargo, ha evolucionado un poco, así como la forma de transmitirlo ya que Galdós acentúa su denuncia de las falsas creencias, haciendo de Pepe Rey un personaje menos culpable de su suerte, y de los lugareños, una gente más supersticiosa.

1Pérez Galdós, B. (2010). Doña Perfecta. Teatro Completo. Cátedra. p.685

2Pérez Galdós, B. (2010). Doña Perfecta. Teatro Completo. Cátedra. p.686



Citer ce billet
Elsa Pouvelle (2023, 1 octobre). Análisis del drama ‘Doña Perfecta’ de Benito Pérez Galdós. Papel y Pantalla. Consulté le 21 juin 2024, à l’adresse https://doi.org/10.58079/t3yl

Vous aimerez aussi...

Rechercher dans OpenEdition Search

Vous allez être redirigé vers OpenEdition Search